San Calixto 2019: hipoteca inversa, asistencia domiciliaria y equiparación salarial

El Congreso planteó nuevas alternativas dirigidas a mejorar la calidad de vida de los mayores

El 18 de octubre tuvo lugar en Madrid la celebración de San Calixto, el congreso anual que cada año reúne a la profesión de los Habilitados de Clases Pasivas. A diferencia de años anteriores, en esta ocasión el encuentro se concentró en una única jornada en la que se trataron temas muy dispares entre sí, pero de especial interés para los destinatarios de los servicios prestados por los habilitados.

Tras la reunión a puerta cerrada entre la comisión ejecutiva y los habilitados para dar cuenta de las acciones desempeñadas durante el año, dio comienzo la ponencia sobre la hipoteca inversa, llevada a cabo por Íñigo Hernández Alesanco, Director de Desarrollo de Negocio y Lucas Allende Martínez-Cubells, Director Comercial de la entidad Óptima Mayores. La hipoteca inversa ha pasado a convertirse en una nueva forma de ahorro dirigido a personas mayores que, bajo la percepción de ambos expertos, logra mejorar la vida de este colectivo notablemente. La novedad de este nuevo préstamo o crédito hipotecario, todavía no muy demandando en España, reside en ofrecer al cliente un porcentaje sobre el valor de su vivienda, en función de la edad de la persona. “No existen cuotas de amortización, son los herederos los que heredan la vivienda con lo que se debe”, señalaba Hernández. Durante la intervención, se transmitió tranquilidad a los posibles clientes al apuntarse la estricta regulación a la que se ve sometido este producto en España.

Una vez finalizada la ponencia, se dio paso a Ucalsa, una empresa de servicios sociosanitarios, especializada en ofrecer comidas a domicilio a personas mayores o dependientes. A través de este servicio, Ucalsa busca reducir la probabilidad de sufrir un accidente en la cocina y proporcionar una dieta de alto valor nutricional, tal y como transmitió durante su intervención su Directora General, Rebeca Pérez. Ucalsa va más allá ofreciendo una atención domiciliaria personalizada a sus clientes, quienes tienen la posibilidad de elegir entre una dieta normal, triturada o de fácil masticación, todas ellas distribuidas en frío para favorecer su conservación.

Siguiendo la línea de atención domiciliaria fue el turno de Atepharma y su Directora Técnica, Marieta Montoya Tolón, quien explicó como desde la empresa buscan acercar la farmacia a los hogares de los mayores. Gracias a su red de farmacéuticos realizan un seguimiento de la relación de la persona y el medicamento a través de entrevistas, visitas y su servicio telefónico de apoyo. Posiblemente una de las prestaciones que más diferencian a Atepharma es su sistema personalizado de dosificación que la persona recibe cada mes en su casa. Mediante este sistema se busca evitar confusiones en la ingesta de medicamentos.

Antes de la pausa café, Jorge Sebastián Pastor, presidente del Consejo de Habilitados de Clases Pasivas procedió a firmar seudos acuerdos con Ucalsa y Atepharma, mediante los que se proporcionará una serie de ventajas tanto en prestaciones, como a nivel económico a los clientes de los habilitados que decidan contratar cualquiera de los dos servicios.

Para finalizar se procedió a la celebración de una mesa redonda moderada por José Antonio Sánchez Lucán, vicepresidente del Consejo de Habilitados de Clases Pasivas, (quien contextualizó la situación) en la que sus intervinientes, todos ellos miembros de la Guardia Civil, dieron su opinión sobre la situación que se está viviendo en torno a la equiparación salarial y su impacto en las pensiones.

José Cabrera Farfán, Secretario de Organización de la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC), comenzó haciendo mención al incumplimiento de la Resolución de 19 de marzo de 2018, de la Secretaría de Estado de Seguridad, por la que se publica el Acuerdo entre el Ministerio del Interior, sindicatos de Policía Nacional y asociaciones profesionales de la Guardia Civil por parte del Gobierno, así como su preocupación sobre la incertidumbre que se vive desde la Guardia Civil, en este ámbito. Javier Montes Robles, Vicepresidente de Comunicación de la Unión de Oficiales (UO), secundó lo dicho por su compañero y señaló como los cuerpos autonómicos o provinciales deben recibir un salario proporcional a la responsabilidad de sus cargos frente a los estatales. Amparo Zamorano Vital, Delegada de Retirados Asociados de la Guardia Civil (RAGCE) en la Comunidad de Madrid, y en representación de la Asociación de Jubilados de la Policía Nacional de España (AJPNE) realizó una reflexión sobre qué es la equiparación salarial y sobre la existencia de lo que ella clasificó como “policías de primera, segunda y tercera división.” Puso en halas asimismo a los retirados y jubilados de la Policía Nacional y Guardia Civil por cuyos derechos velan ambas organizaciones.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies