El estado de alarma impulsa los servicios telemáticos en el sector público

La declaración del estado de alarma, durante la celebración del Consejo de Ministros extraordinario del 14 de marzo, daba un vuelvo a la gestión de la crisis del coronavirus y traía consigo la aprobación del Real Decreto 463/2020, de 14 de marzo, por el que se declara el estado de alarma para la gestión de la situación de crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19. La normativa, actualizada hace apenas un par de días, restringía la libre circulación de los ciudadanos y obligaba a cerrar restaurantes, tiendas o gimnasios, entre otros muchos comercios afectados, durante un periodo inicial de quince días, que podrían alargarse.

Los organismos oficiales (en su totalidad) anunciaban durante esta semana el cierre de sus instalaciones, poniendo a disposición de los ciudadanos servicios telemáticos mediante los que poder seguir atendiéndoles. Desde la Agencia Tributaria (AET) recordaban a su vez, la aprobación del Real Decreto-ley 8/2020 de medidas urgentes extraordinarias para hacer frente al impacto económico y social del COVID-19, normativa en la que se contemplan medidas como la flexibilización de los pagos para pymes y autónomos.

En cuanto a la Seguridad Social, el aviso del cierre de sus oficinas hacía saltar las alarmas entre los pensionistas, especialmente entre aquellos que todavía siguen acudiendo presencialmente a las oficinas para recibir el cobro de sus pensiones públicas. Desde el organismo se apresuraban a anunciar que tal decisión no repercutiría negativamente en el recibo de la nómina, al estar todas ellas gestionadas por un sistema automatizado. Con el fin de reforzar la atención a los pensionistas, la web de la Seguridad Social también informaba de la creación de un nuevo buzón que permite el trámite de cuestiones urgentes como esta, para todos aquellos que aún no cuenten con un certificado digital o no dispongan de una cuenta en cl@ve.

Por su parte, desde las páginas web de la Mutualidad General Judicial (MUGEJU), el Instituto Social de las Fuerzas Armadas (ISFAS) y la Mutualidad de Funcionarios Civiles del Estado (MUFACE) se comunicaba a los mutualistas la suspensión de los trámites presenciales, limitándolos a casos de extrema necesidad, y ofreciendo en su defecto la posibilidad de realizar las cuestiones necesarias a través de las vías telemáticas facilitadas.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies